Dios nos quiere felices

En su catequesis en la Audiencia General de este miércoles en el Aula Pablo VI, el Papa Francisco animó a no dejarse arrastrar por la nostalgia y, en cambio, mirar con esperanza cristiana hacia la vida futura prometida por Jesús.

En su catequesis el Santo Padre afirmó: "Alguno piensa que la vida conserva toda su felicidad en la juventud y en el pasado, y que el vivir es una lenta decadencia. Otros todavía creen que nuestra alegría es tan solo un episodio pasajero, y que en la vida de los hombres está escrito el ‘sin sentido’. Pero nosotros, cristianos, no creemos eso”.

Creemos, en cambio, que en el horizonte del hombre hay un sol que ilumina para siempre. Creemos que nuestros días más bellos aún están por venir".

"Somos gente más de primavera que de otoño: contemplamos los brotes de un nuevo mundo, en lugar de las hojas amarillentas de las ramas. Nosotros no lloramos con nostalgia, arrepentimiento y lamentaciones: sabemos que Dios quiere que heredemos una promesa y que cultivemos sueños de forma incansable”.

No hay comentarios

Agregar comentario